breadcrumbs
  1. Home
  2. Informaciones de prensa
  3. Estudio sobre movilidad 2013 de Continental

Los conductores de todo el mundo están abiertos a la conducción automatizada

Jan 14, 2014

  • La creciente densidad del tráfico aumenta el estrés de los conductores: uno de cada dos ya ha tenido un accidente al volante
  • Los sistemas de asistencia al conductor están teniendo una gran aceptación en todo el mundo
  • Las experiencias positivas con estos sistemas favorecen la aceptación de la conducción automatizada
  • La automatización se considera útil, sobre todo en situaciones propias del tráfico en autopista
  • Si bien las expectativas de disponibilidad en el mercado a escala mundial son moderadas, la estimación de precios es realista

Hanóver, 14 de enero de 2014. En principio, los conductores de todo el mundo están abiertos a la conducción automatizada. En el ‘Estudio sobre movilidad 2013 de Continental’, una clara mayoría de los encuestados se muestra a favor de este tipo de tecnología: el 79 % de los chinos, el 61 % de los japoneses, el 53 % de los alemanes y el 41 % de los estadounidenses califican la conducción automatizada como útil. Al preguntarles por sus propias intenciones, los conductores declaran que les gustaría emplear la conducción automatizada especialmente para circular por tramos de obras, atascos y recorridos en autopistas, así como a la hora de estacionar su vehículo.

Descarga esta servicio de medio como Word-documento.

Descarga la imagen de prensa como JPEG.

Los resultados del estudio demuestran que el aumento del volumen de tráfico (el 64 % en Japón, el 51 % en Alemania, el 49 % en Estados Unidos y el 27 % en China), de los atascos y de las situaciones de tráfico lento (el 68 % en Japón, el 63 % en Alemania, el 52 % en Estados Unidos y el 22 % en China) son los factores principales asociados al incremento del estrés al volante en todo el mundo. No obstante, la mayoría de los conductores (el 67 % en Alemania, el 63 % en Estados Unidos y el 57 % en Japón) sigue disfrutando de la experiencia de conducción (a excepción de China, con tan solo un 48 %) y confía en su propia habilidad (el 85 % en Estados Unidos, el 63 % en Alemania, el 60 % en China y el 53 % en Japón). Sólo una minoría se muestra completamente reacia a conducir (el 17 % en Japón, el 11 % en China, el 9 % en Alemania y el 5 % en Estados Unidos).

"Las necesidades de los conductores de todo el mundo encajan a la perfección con las posibilidades de desarrollo de los próximos años. Y es que, en una primera instancia, los vehículos parcialmente automatizados deberán poder circular por obras y atascos en autopista; más adelante se incluirá la posibilidad de estacionar el vehículo de forma automatizada en un aparcamiento", declaró el pasado jueves en Hanóver el presidente de la Junta Directiva de Continental, el Dr. Elmar Degenhart, con motivo de la publicación del estudio.

"Además, los resultados demuestran que gracias al éxito internacional obtenido con la introducción de los sistemas de asistencia al conductor, sumado a los beneficios directos que éstos suponen para el usuario, se han sentado las bases para la aceptación de la conducción automatizada", añadió.

Para el ‘Estudio sobre movilidad 2013 de Continental’, el Instituto Alemán de Investigación Social y de Mercado (INFAS), por encargo de Continental, realizó una encuesta representativa entre los conductores de Alemania, Estados Unidos, Japón y China, así como cualitativa en Francia, la India y Brasil. Se entrevistó a expertos del campo de la ciencia (psicología del tráfico, derecho) y de la industria del automóvil. Por tanto, éste es uno de los estudios más exhaustivos que se hayan realizado en todo el mundo sobre la aceptación de los sistemas de asistencia al conductor y la conducción automatizada.

Uno de cada dos conductores ya ha tenido un accidente al volante

El estudio desvela unos resultados estremecedores en lo que a accidentes se refiere: uno de cada dos conductores de los países participantes en la encuesta admitió haberse visto involucrado en un siniestro estando al volante (el 59 % en Alemania, el 57 % en China, el 48 % en Japón y el 62 % en Estados Unidos). Principalmente los accidentes se debieron a colisiones por alcance. El 46 % de los encuestados en Estados Unidos, el 45 % en China y el 44 % en Alemania, así como el 37 % en Japón, han sufrido un accidente de este tipo como conductores. "Los asistentes de frenado de emergencia ya están disponibles para todas las clases de vehículos. Esto hace que sea posible evitar las colisiones por alcance en muchos casos. Mediante los descuentos iniciales en los seguros para aquellos vehículos equipados con asistentes de frenado de emergencia y las consultas a los consumidores (como Euro NCAP) se ha dado un gran impulso al mercado de los sistemas de asistencia al conductor, lo que hace pensar que en un futuro estos sistemas se incluirán cada vez más en todas las clases de vehículos", comentó Frank Jourdan, miembro de la Junta Directiva de Continental y Jefe de la División Chassis & Safety, respecto a los resultados.

Los sistemas de asistencia al conductor están teniendo una enorme aceptación internacional

Los sistemas de asistencia al conductor diseñados para una mayor comodidad ya gozan de altos índices de utilización. Según los parámetros internacionales, ante todo destacan los controles de velocidad (el 67 % en Estados Unidos, el 51 % en Alemania, el 50 % en China y el 20 % en Japón), los sensores de aparcamiento (el 55 % en China, el 50 % en Alemania, el 19 % en Estados Unidos y el 18 % en Japón) y las cámaras traseras (el 71 % en China, el 34 % en Japón, el 20 % en Estados Unidos y el 13 % en Alemania). Los sistemas de asistencia al conductor diseñados para una mayor comodidad están teniendo una enorme aceptación general: el 90 % de los alemanes y de los chinos, el 84 % de los estadounidenses y el 82 % de los japoneses los califican como útiles.

Los asistentes diseñados para una mayor seguridad son muy conocidos, aunque todavía no están tan extendidos. En todos los países participantes en la encuesta el asistente de frenado de emergencia es el más popular (el 85 % en Japón, el 61 % en Alemania, el 54 % en Estados Unidos y el 38 % en China). A excepción del control electrónico de estabilidad (ESC) (el 62 % en Alemania, el 32 % en China, el 19 % en Japón y el 16 % en Estados Unidos), los índices de utilización sitúan en cabeza a los conductores chinos. Dado que su flota de vehículos es relativamente joven (el 74 % de los vehículos tienen menos de cinco años), en China es muy habitual el uso de asistentes para cambio de carril (41 %), avisadores de cambio de carril (36 %) y asistentes de aparcamiento (30 %). En general, los indicadores de aceptación de los sistemas de asistencia al conductor diseñados para una mayor seguridad muestran una imagen muy positiva en todos los aspectos. El 93 % de los alemanes y de los chinos, el 84 % de los japoneses y el 78% de los estadounidenses califican estos sistemas como útiles.

Al analizar la distribución de dichos indicadores de aceptación según las características de los conductores (como, por ejemplo, edad, kilómetros recorridos o tipo de conductor) no se aprecia ninguna influencia significativa en los países participantes en la encuesta. "No existe un usuario típico de los sistemas de asistencia al conductor. Ni en Alemania, ni en Estados Unidos, ni en Japón, ni en China. La aceptación de los sistemas de asistencia al conductor, por tanto, no depende de la edad, de los kilómetros recorridos, del tipo de conductor ni de la clase de vehículo", explicó Jourdan.

Generalmente la conducción automatizada se considera útil, pero persisten los mismos reparos a escala internacional

La mayoría de los conductores alemanes (67 %), chinos (64 %) y estadounidenses (50 %) encuestados conoce el concepto. Por el contrario, apenas uno de cada tres conductores japoneses (29 %) ha oído hablar de la conducción automatizada. Una vez explicado en detalle su funcionamiento, más de la mitad (el 79 % en China, el 77 % en Japón, el 53 % en Alemania y el 50 % en Estados Unidos) considera la posibilidad de delegar en un futuro la conducción al vehículo como un avance útil. Al mismo tiempo, los resultados del estudio indican que la conducción automatizada todavía no goza del mismo nivel de confianza que los sistemas de asistencia al conductor. Una gran parte de los conductores encuestados de todo el mundo pone en duda que la conducción automatizada funcione de manera fiable (el 74 % en China, el 50 % en Estados Unidos, el 48 % en Alemania y el 43 % en Japón). Además, a más de la mitad de los conductores les inquieta el desarrollo de la conducción automatizada: al 52 % en China y en Alemania y al 42 % en Japón. En Estados Unidos, con un indicador del 66 %, esta preocupación es todavía más evidente. No obstante, los resultados del estudio también indican lo siguiente: cuanto mayor es la aceptación de los sistemas de asistencia al conductor, mayor es a su vez la aceptación de la conducción automatizada.

"Las experiencias con los sistemas de asistencia al conductor tienen un efecto positivo a la hora de valorar la conducción automatizada. Quien ha podido experimentar la fiabilidad de los asistentes de frenado de emergencia en su propio vehículo no tendrá ninguna duda de que la conducción automatizada funcionará correctamente", explicó Christian Senger, Jefe de Desarrollo Avanzado de Electrónica de Vehículos en Continental. Del mismo modo se ha demostrado otra relación en la distribución de los indicadores de aceptación: al igual que ocurre con los sistemas de asistencia al conductor, no existe un tipo de conductor especial que acepte preferentemente la conducción automatizada.

Los conductores encuestados consideran mayoritariamente (62-76 %) que el uso de la conducción automatizada para recorridos largos por autopista puede ser útil. Por el contrario, su uso en situaciones de atasco en autopista tiene distintas valoraciones: el 70 % de los conductores alemanes lo considera útil, frente al 36 % de los estadounidenses; en Japón opina así un 59 % y en China un 43 %.

Los conductores estiman que la disponibilidad en el mercado es moderada y que el nivel de precios es realista

La disponibilidad de los vehículos parcialmente automatizados, los cuales todavía requieren una supervisión continua del tráfico, varía según los parámetros internacionales. La mitad de los conductores de China espera que este tipo de vehículos esté disponible entre 2018 y 2019. Le siguen Alemania (2023), Estados Unidos (2024) y Japón (entre 2024 y 2028). En total más de la mitad de los conductores encuestados en todo el mundo estima que la conducción automatizada formará parte de nuestro día a día dentro de 10-15 años. En este sentido los chinos son los más optimistas (65 %), en comparación con Japón (57 %), Estados Unidos (53 %) y Alemania (50 %).

En el estudio, los encuestados pudieron expresar además sus expectativas en relación con los gastos de adquisición de las funciones individuales. En general, los encuestados de Estados Unidos estiman que los costes serán más bajos en comparación con los encuestados de Japón, China y Alemania. Por ejemplo, los conductores alemanes indicaron un precio medio para la circulación automatizada por autopista de 2.900 €, seguidos por China con 2.600 €, Japón con 2.300 € y Estados Unidos con 1.100 €. En comparación con los precios medios de los turismos locales (fuente: POLK 2013), esto se correspondería con los siguientes porcentajes del gasto medio de adquisición de un vehículo nuevo: el 14 % en China y Japón, el 10 % en Alemania y el 5 % en Estados Unidos.

"Las expectativas de los conductores de todo el mundo respecto a los precios se sitúan, en general, a un nivel realista. Además, van a poder utilizar funciones de conducción parcialmente automatizadas antes de lo que esperan", comentó Senger sobre las expectativas de precios y disponibilidad de las funciones de conducción parcialmente automatizadas.

Click here for more information and more pictures:
Continental Mobility Study 2013

Contacto para periodistas

Hannes Boekhoff

Jefe de Medios de Publicidad

Continental AG

Vahrenwalder Straße 9

D-30165 Hanóver

Teléfono: +49 511 938-1278

Fax: +49 511 938-1016

Correo electrónico: hannes.boekhoff@conti.de


Vincent Charles

Portavoz de prensa Innovaciones y Tecnología Continental AG

Vahrenwalder Straße 9

D-30165 Hanóver

Teléfono: +49 511 938-1622

Fax: +49 511 938-1016

Correo electrónico: vincent.charles@conti.de